Emprender no es fácil

Estas últimas semanas he estado desarrollando un Plan de Negocio para unas amigas que cansadas de estar en el paro, se han animado y han tenido el valor de tomar una decisión que les cambiará la vida, van a convertirse en emprendedoras, montar un negocio y tratar de salir de la situación económica actual que les rodea.

Es de admirar, no es fácil tomar una decisión así. Optar por dejar de cobrar el paro y crear una empresa con todos los impedimentos que hay, no es fácil. He tenido que estudiar bastante estos días en lo que respecta a distintas áreas, y si alguna lección he aprendido es que crear una empresa y tener proyección de éxito puede ser cualquier cosa salvo divertido y fácil.

¿Soy el único que ha escuchado a diversos políticos y medios de comunicación decir que para salir de la crisis hay que emprender? Pues que sepan que no lo ponen nada fácil. Es cierto que existen ayudas, sobre todo para el primer año, tienes opción a diversas subvenciones aunque también depende del ámbito de desarrollo de la actividad. Pero hay dos grandes barreras: Los bancos y que ocurre a partir del 2º año.

Sobre el primero voy a evitar hacer ningún comentario, porque creo que se necesita un blog único y especializado para poder desgranar toda la red que existe por ese lado. Y sobre el segundo año de una empresa sólo les diré que hay menos ayudas, no es algo inexistente, pero si es algo en lo que el descenso es muy notable.

No pido que el estado o cualquier organismo estilo Cámara de Comercio o Confederación de Empresarios tengan que mantener una empresa, pero sí colaborar y facilitar algo más las actividades a aquellas empresas que están comenzando y sobre todo aportando puestos de trabajos.

Hoy en día casi todas estas iniciativas son llevadas a cabo por autónomos, ya que no todo el mundo puede comenzar una actividad creando una Sociedad, además de que no te lo recomiendan hasta que constates que efectivamente el negocio es exitoso.

Y mientras… te toca ser Autónomos, esa raza de seres humanos supervivientes de la vorágine del mundo empresarial. Estas personas que creando empresas bajo esta forma jurídica trabajan 365 días al año casi sin vacaciones, sin derecho a paro, o sin bajas por enfermedad ¿y si el negocio sale mal? pues pagan con su patrimonio. En definitiva; un riesgo que tienes que tomar la decisión de asumir o no.

Admiro a todas estas personas, luchadoras, que optan por el lado duro para salir adelante frente a la apatía y los miedos (los cuales yo sufro, crítica constructiva).

Sólo quiero desearles a todos ellos el mayor de los éxitos. Es duro, pero la vida no es fácil, aunque también es verdad que ciertos aspectos son mejorables.

Les dejo un vídeo que además de estar muy bien hecho, me parece la mejor analogía que he visto hasta ahora para reflejar el trabajo de un autónomo. Es de Vodafone, sobre un evento de Parkour que realizaron en Madrid, una campaña con un objetivo claro y muy definido:

“Un homenaje a todas aquellas personas que hacen verdaderas acrobacias para mantener sus negocios día a día”.

Espero que lo disfruten y mucho ánimo a todos aquellos que quieran montar algo y salir hacia delante.

 

 

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes